Cáncer del Cerebro – Tratamiento con la Planta de la Vida

Cáncer del Cerebro – Tratamiento con la Planta de la Vida

Un tumor cerebral es un crecimiento descontrolado de células derivadas de componentes cerebrales (tumores primarios) o de células tumorales localizadas en otras áreas del organismo (metástasis)

Los tumores pueden ser benignos o malignos, dependiendo de la rapidez de su crecimiento y de si logran resecarse o curarse mediante el tratamiento neuroquirúrgico. A diferencia de los tumores de otros tejidos, la distinción entre manifestaciones benignas y malignas no es tan clara, por ejemplo, algunas lesiones benignas pueden infiltrar regiones enteras con comportamiento clínico maligno. Las neoplasias malignas producen metástasis, lo cual constituye un hecho excepcional. Las metástasis hacia el SNC provienen, en orden de frecuencia, del pulmón, mama, piel (melanoma), riñón y gastrointestinal y tienden a crecer entre la unión de la corteza y la sustancia blanca.(Fuente: es.wikipedia.org)

Esta neoplasia se produce mayormente como consecuencia de una lesión, causada por un golpe en el cerebro, muchas veces no es advertido por bastante tiempo, hasta que la infección adquiera cronicidad e ingresa a la etapa degenerativa de los tejidos y es cuando ya se siente algunas alteraciones orgánicas, manifestándose en mareos, dolores fuertes de cabeza, fiebres, convulsiones, desmayos y hasta parálisis en algunos de los miembros, en estas condiciones el enfermo por lo general ya presenta tumores en el cerebro y si esta neoplasia afecta el nervio óptico se produce la ceguera en el paciente que puede ser irreversible si no se elimina pronto el tumor.

Cuando el cáncer esta en etapa inicial, se controla rápidamente, reduciendo el tumor y finalmente eliminándole en un tiempo de 90 días y su la ceguera  ya existió el paciente recupera la visión; en este estado la dosis del medicamento se administra en concentración normal como para todos los casos de cáncer en esta etapa; luego de controlado el mal, reforzar el tratamiento por 30 días mas y luego cada 6 meses solo por 30 días durante 2 años.

Cuando el cáncer ingresa a la etapa terminal la administración del medicamento es en concentración mayor y con mayor frecuencia en el tiempo acompañado de una dieta alimenticia muy especial y cuidando el nivel normal de la hemoglobina ya sea con transfusión o con aplicación de terapias naturales especiales. En este estado el tratamiento es de 180 días; reforzándose el tratamiento por 60 días mas en dosis normales, luego continuar reforzando el tratamiento cada 6 meses solo por 30 días durante 2 años.

Consultenos
No Responses

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 4 =